Localizado en A Veiga un conductor que triplicaba la tasa máxima de alcohol

29 mayo, 2020
Localizado en A Veiga un conductor que triplicaba la tasa máxima de alcohol

El conductor invadió totalmente el carril contrario en el preciso instante en el que circulaban los Agentes

Un control de vigilancia de carreteras de la Guardia Civil localizó el pasado miércoles, 27 de mayo, a un conducgtor que triplicaba la tasa de alcoholemia. El suceso se produjo cuando Agentes pertenecientes al Destacamento de Tráfico de O Barco se encontraban prestando servicio en el término municipal de A Veiga, concretamente a la altura del punto kilométrico 16.200 de la OU-121. Un conductor de un vehículo todo terreno invadió totalmente el carril contrario en el preciso instante en el que circulaban los Agentes en dicho punto. El primero de los efectivos tuvo que efectuar una extrema maniobra evasiva para evitar ser alcanzado por el todo terreno.


Publicidad

El vehículo sería detenido 4 km después, resultando ser el conductor un hombre de 63 años vecino de A Veiga,  el cual lejos de presentar alguna indisposición a la que atribuir el suceso,  mostraba una clara sintomatología de encontrarse bajo la influencia de bebidas alcohólicas. Fue por ello que los Agentes procedieron a efectuarle las correspondientes pruebas de intoxicación etílica arrojando resultados de 0.75mlg/L y 0.78mlg/L en aire expirado. Esto suponen el triple de la tasa máxima permitida.

Motivo por el cual se instruyeron las correspondientes diligencias por un delito contra la seguridad vial al circular bajo los efectos de bebidas alcohólicas con tan elevadas tasas de alcohol. El hombre deberá responder por los hechos relatados en calidad de imputado ante la Juez del Juzgado de Instrucción número 1 de O Barco.

Los hechos acaecidos están contemplados en nuestro Código Penal pudiendo acarrear penas de prisión de 3 a 6 meses, multas a razón de 6 a 12 meses, 90 días de trabajos en benéfico de la comunidad e inhabilitación para conducir vehículos a motor de 1 a 4 años. Más allá de las consecuencias penales mencionadas y dadas las particulares circunstancias que motivaron la actuación de los Agentes,  y tras un análisis minucioso de las mismas, el conductor podría llegar a compadecer ante la Autoridad Judicial en calidad de investigado por un presunto delito de conducción temeraria.

También te puede interesar