Isidro García Tato : «Todo apunta a que a Vía Nova iba polo val do Sil»

19 marzo, 2019 ACTUALIDAD , CARBALLEDA , CONCELLOS
Isidro García Tato : «Todo apunta a que a Vía Nova iba polo val do Sil»

El historiador rechaza la corriente general del trazado por la Serra da Lastra y pone los «puntos sobre las íes» de cuáles son los verdaderos puentes romanos

La Vía Nova o Vía XVIII  es una de las obras arquitectónicas más importantes que los romanos dejaron en Galicia. Esta calzada fue diseñada bajo la dinastía Flavia. Unía «Bracara Augusta», la actual Braga, con «Asturica Augusta», Astorga. Era una ruta comercial de 300 kilómetros de longitud. Además, este camino también estuvo relacionado con la extracción de oro de las Médulas de León.

Miliario hallado en Fontei

En la actualidad, no hay unanimidad sobre por dónde discurría. Una buena parte de de los historiadores consideran que iba por la Serra Enciña da Lastra, en el municipio de Rubiá. Pero hay quien discrepa. Es el caso del investigador e historiador valdeorrés Isidro García Tato quien opina que el trazado es difícil de delimitar, si bien estima que discurría por el valle del Sil y Las Médulas. Argumenta que hasta el puente de A Cigarrosa, en Petín, se puede adivinar el trazado, por la constancia que dejan los milarios, pero que a partir de aquí hasta «Bergidum Flavium» —Castro Ventosa, Cacabelos— no se puede saber con seguridad «porque non hai ningún miliario» que deje constancia de ello.

Ponte da Cigarrosa donde se pueden ver las bases de los pilares

En este sentido, explica que el trazado de la Via XVIII  o Vía Nova por la zona del Marquesado —Rubiá— deriva de que en este Itinerario de Antonino, entre Forum Gigurrorum y  Bergidum Flavium, se situaba la mansión de Gemestarium, que los eruditos decimonónicos identificaron etimológicamente, o por proximidad con el idioma gallego, con Xestoso (Gemestarium—xenista = xesta). «Por iso meteron por alí a Vía Nova, pero eu son partidario de que iba polo val do Sil». Concretamente señala el que estima es el trazado correcto: Ponte da Cigarrosa hasta A Proba. De A Proba por Calabagueiros hacia el casco viejo  de O Barco y de aquí hasta  Éntoma. De Éntoma a Ponte da Pontóriga y de aquí por A Medua,  San Xusto, Puente de Domingo Flórez, Valdebría y Las Médulas hasta un posible puente de barcas o de piedra desparecida sobre o Sil en Villadepalos. Desde aquí directo hacia el castro de Bergidum Flavium o Castro Ventosa.

Pilares que quedan en pie del pontón de origen romano sobre el Sil en Sobradelo

Isidro García Tato considera que desde el punto de vista de la historia y la arqueología, lo único que se puede comprobar es la existencia de la vía del Sil con sus puentes y restos y no todos ellos de la época romana. Están los puentes de A Cigarrosa,  Petín, y Os Pontois, de Sobradelo, este último lo que considera mal llamado A Pontóriga.

Imagen nocturna del puente de Petín

«A Pontóriga está á entrada de Sobradelo, moi preto do cementerio. Esa é a verdadeira Pontóriga», explica, argumentado que esa se hizo en 1983, cuando se inauguró la vía del ferrocarril. Otra cosa son «Os Pontois» —que otros denominan Pontóriga— el verdadero resto arqueológico que García Tato está convencido que formaba parte de la Vía Nova.«Foi unha ponte sui xéneris. Non era toda de pedra. Tiña a infraestructura de cal rápida y por riba unha estructura de madeira. No ano 2000 unha crecida levouse un pilar», explica.

Puente de cinco arcos en Sobradelo


En cuanto al monumental Pontenova de siete arcos de Sobradelo, no es romano. Fue finalizado en 1675 conforme a un plano del cántabro Juan Bautista de Velasco, el mismo que hizo el puente de Éntoma, sobre el que dice con insistencia que no es de la época romana. Sobre este último cuenta que fue realizado entre 1665 y 1680 si bien la documentación técnica data de 1650. « A ver si se enteran que esta ponte non é unha romana», sentencia

Puente sobre el río Galir en Éntoma

Existe otro puente que «ten todas as trazas de ser romano», dice García Tato, situado sobre el río Casaio, ubicado muy cerca del cruce entre Sobradelo y la carretera de Casaio. «No século XIII aparece a ponte de Candiz. Eso significa que podería haber unha vía secundaria por la marxe esquerda do río Sil, é posiblemente outra ponte sobre o río Casaio».

Miliarios próximos al Ponte Bibei hallados en la Vía Nova

La Vía Nova entrañaba, según García Tato, la confluencia de otros muchos caminos secundarios, que comunicaban con la citada vía«principal», de ahí que, junto a la falta de miliarios, sea otro elemento de confusión para delimitar de forma exacta su trazado.

Si quieres escuchar la explicaciones completas de Isidro García Tato, haz click en el siguiente enlace:

Los tres pilares de Os Pontois vistos desde la margen izquierda del Sil

También te puede interesar