O Barco llevará ante la Consellería de Medio Rural el problema de las fincas con maleza

21 noviembre, 2017 ACTUALIDAD , O BARCO , VILAMARTÍN
O Barco llevará ante la Consellería de Medio Rural el problema de las fincas con maleza

Lo ha denunciado el alcalde de Vilamartín, Enrique Álvarez Barreiro y también el de O Barco, Alfredo García. La limpieza de las fincas con maleza se convierte en un problema, sobre todo cuando los propietarios son mayores y no disponen de recursos para realizar la limpieza, como es el caso de Vilamartín, o cuando son desconocidos como ocurre en O Barco. “Si de verdad queremos que todos los contornos de las aldeas estén limpios algo tenemos que hacer. No es sencillo”, señaló el alcalde de O Barco quien llevará este tema ante Medio Rural, “habrá que contratar gente o hacer algo”, destacó.

Y es que el concello de O Barco ha abierto más de 100 expedientes “Estamos teniendo buenos resultados porque cada vez más gente lo mantiene limpio. Pero queda mucho trabajo por hacer. Es muy difícil que los concellos asumamos este asunto”, destacó añadiendo que existen más de 4.000 parcelas, muchas de ellas sucias. “No podemos abrir 600 o 1.000 expedientes”, destacó.

Por su parte, Vilamartín ha notificado a más de 200 personas que deben limpiar las fincas. “Gran parte de ellas por denuncias de propietarios colindantes”, señaló Álvarez Barreiro quien añadió que podrían llegar a miles estas denuncias.

No es la primera vez que el regidor hace esta denuncia. Los vecinos del municipio de Vilamartín no pueden cumplir con la ley que establece que es obligatorio limpiar las parcelas rústicas y urbanas para evitar incendios. La razón: muchos años y poco dinero.

Rique Barreiro, que asegura que “os veciños dos pobos máis alonxados, son xente de setenta ou oitenta e pico anos que non se valen por eles mesmos para desbrozar as fincas que lles pertencen, nin tampouco teñen cartos dunha escasa pensión para pagar a quen lle poda facer o traballo”. Incluso o problema vai máis lonxe, “tampouco ese terreo quéreo ninguén porque nin o concello pode asumilo nin outro veciño quere a finca que está alí arriba nun pobo onde case non vive ninguén”.

También te puede interesar